Aparición de Rianjo a la hermana Lucía de Fátima ( agosto 1931)

Aparición de Rianjo a la hermana Lucía de Fátima ( agosto 1931)

En Agosto de 1931, Jesús aparece a la hermana Lucía para volver a pedir la Consagración de Rusia al Inmaculado Corazón de María como había pedido su madre en las apariciones de Fátima.
 
TODO SOBRE FÁTIMA
 
 

LOS SUCESOS DE RIANJO

En agosto de 1931, debido a una enfermedad, la Hermana Lucía estaba pasando una temporada en una casa amiga en Rianjo, España, una pequeña ciudad marítima cercana a Pontevedra, para descansar y recobrarse. Fue en la capilla de allí que la Mensajera de Fátima iba a recibir una vez más una comunicación del Cielo.
Nuestro Señor se quejó a la Hermana Lucía por la tardanza de Sus ministros, quienes demoraban la Consagración de Rusia al Inmaculado Corazón de María, como había pedido Nuestra Señora de Fátima el 13 de junio de 1929, dos años y dos meses antes. La Hermana Lucía informó a su Obispo la importante revelación:
29 de agosto de 1931. Señor Obispo: mi confesor me manda que participe a V. Ex.cia lo que hace poco ocurrió entre mí y Nuestro Buen Dios: pidiendo a Dios la conversión de Rusia, de España y Portugal, me pareció que su Divina Majestad me dijo:
‘Me consuelas mucho pidiéndome la conversión de esas pobres naciones. Pídelo también a mi Madre, diciendo muchas veces: Dulce Corazón de María, sed la salvación de Rusia, de España y de Portugal, de Europa y del mundo entero.
‘Y otras veces: por vuestra pura e Inmaculada Concepción, oh María, alcanzadme la conversión de Rusia, de España, de Portugal, de Europa y del mundo entero.
 
‘Participa a Mis ministros que, en vista de que siguen el ejemplo del Rey de Francia, en la dilación de la ejecución de mi petición, también lo han de seguir en la aflicción. Nunca será tarde para recurrir a Jesús y a María.
En otro texto ella escribió,
Mas tarde, por medio de una comunicación íntima, Nuestro Señor  me dijo, quejándose:
-No han querido atender Mi petición… Al igual que el Rey de Francia se arrepentirán, y la harán, pero ya será tarde. Rusia habrá ya esparcido sus errores por el mundo, provocando guerras y persecuciones a la Iglesia. ¡El Santo Padre tendrá que sufrir mucho!.
 
Nuestro Señor estaba haciendo aquí una referencia explícita a los pedidos del Sagrado Corazón hechos el 17 de junio de 1689 al Rey de Francia, por intermedio de Santa Margarita María de Alacoque. Como resultado del rechazo
del Rey Luis XIV -al igual que del rechazo tanto de su hijo como de su nieto, los reyes Luis XV y Luis XVI- a consagrar públicamente Francia al Sagrado Corazón de Jesús, como fue pedido por el Cielo por intermedio de un reconocido santo francés de aquel tiempo, la Contra-Iglesia, protestante y masónica, llevó a cabo el gran alzamiento de la Revolución Francesa.
El 17 de junio de 1789, (Fiesta del Sagrado Corazón) exactamente a cien años del día en que Santa Margarita María había escrito el gran designio del Cielo para el Rey, se alzó el Tercer Estado y se proclamó una Asamblea Nacional, despojando al Rey Luis XVI de su poder legislativo. El 21 de enero de 1793, Francia, ingrata y rebelde contra su Dios, se atrevió a decapitar a su Rey cristiano como si fuera un criminal. En Rianjo, Jesús nos advierte que ese oscuro capítulo de la historia se repetirá, y esta vez los ministros de Su Iglesia -los Obispos, y tal vez incluso el Papa mismo-, estarán entre sus desventuradas víctimas.
Pareciera que esa ejecución del Papa, “el Obispo vestido de blanco”, junto con otros obispos, sacerdotes, religiosos y laicos -como si fueran criminales- es lo que está previsto en la visión de Fátima revelada el 26 de junio de 2000.
 

LA REVELACIÓN Y PEDIDOS QUE SE CIERRAN EN RIANJO

Las dos visiones de Jacinta sobre el Santo Padre, tal como las transmite Lucía al comienzo de sus Terceras Memorias, están en relación estrecha con el secreto del 13 de julio de 1917 como lo muestran claramente las preguntas que hace Jacinta a su prima, después de habérselas anunciado: he aquí las visiones tal como Sor Lucía nos las relata al principio de sus Terceras Memorias (op. cit. p. 113-114).
Primera visión: “… Jacinta me llamó”. –Tu no has visto al Santo Padre?
- “No”
- “Yo no sé cómo sucedió, he visto al Santo Padre en una casa muy grande, arrodillado ante una mesa, con las manos en la cara y llorando. En el exterior de la casa había mucha gente y algunos le arrojaban piedras, otros lo maldecían y le decían muchas palabras feas. ¡Pobrecito el Santo Padre! Tenemos que rezar mucho por él!
Ya he dicho cómo un día dos sacerdotes nos pidieron que rezáramos por el Santo Padre y nos explicaron quién era el Papa.”
Jacinta me preguntó enseguida: -“¿Es el mismo que vi llorar y del cual esta Señora nos habló en el secreto?” –
“Es el mismo”, respondí”.
Esta visión hace pensar en una rebelión proveniente del interior
de la Iglesia, por parte del rebaño, movido por orgullo y odio, en violenta ruptura hacia la autoridad suprema de la Iglesia: lo que hace pensar inmediatamente en el progresismo y el modernismo.
Segunda visión: “En otra ocasión, íbamos a Lapa do Cabeço. Al llegar, nos arrodillamos para rezar las oraciones del Ángel, pasado un cierto tiempo, Jacinta se puso de pié, y me llamó:
- “¿No ves todas esas rutas, todos esos caminos y campos llenos de gente que llora de hambre y no tiene nada que comer? ¿Y al Santo Padre, en la Iglesia, rezando ante el Corazón Inmaculado de María? ¿Y toda esa gente que reza con él?
- Varios días más tarde, me preguntó:
- “¿Puedo decir que he visto al Santo Padre y a toda esa gente?”
- “¡No! ¿no ves que eso forma parte del secreto y que así pronto se descubriría todo?
- “Está bien, no diré nada”.
Parece necesario, para comprender la doble significación de esta visión, releer algunos extractos de una carta de Sor Lucía del 12 de abril de 1970, a su amiga María Tersa da Cunha. Allí escribe:
“Nuestra Señora pidió y exigió que recemos el Rosario todos los días, repitiendo lo mismo en todas sus apariciones, como para prevenirnos a fin de que, en estos tiempos de desorientación diabólica, no nos dejemos engañar por falsas doctrinas, que disminuyen la elevación del alma a Dios, por la oración… “ (¡el texto publicado está cortado en este lugar!).
“El Rosario es, para la mayor parte de las almas que viven en el mundo, como el pan espiritual el pan espiritual de cada día, y quitarles esta oración o apartarlas de ella, es decir, disminuir en los espíritus la estima y buena fe con que lo rezan, es, en el campo espiritual, lo mismo o peor aún, ya que la parte espiritual es superior a la material; yo diría que sí en el campo material se privara del alimento necesario para la vida física”
(Padre Antonio María Martins, S.J.: “Documentos de Fátima.”, Porto, 1976, p. 453, traducción personal según el original portugués).
Según esta carta de Lucía (cuya publicación en el documento del Cardenal Ratzinger que ha sido severamente censurada: ¡está cortada en tres lugares!), parece que la terrible hambruna descripta en la visión de Jacinta, puede tomarse no solamente en sentido físico, sino también en sentido espiritual: debido a la desorientación diabólica, el rebaño se encuentra abandonado por sus pastores legítimos, infieles a su vocación, y ya no es alimentado espiritualmente. “Los niños pidieron pan, y no había nadie para partírselo” (Tren. IV, 4).
El castigo de esta infidelidad es una gran hambruna física, sin duda en el cuadro de una gran guerra todavía por venir, dirigida ante todo contra la Iglesia y las almas consagradas; por otra parte es cierto que Lucia, en una copia del texto de esta visión destinada a uno de sus directores espirituales, el padre Gonçalves, ofrece una variante al hablar de “…todas esas rutas, todos esos caminos y campos llenos de gente muerta, perdiendo sangre”. Comparemos esto con la visión divulgada el 26 de junio: todas las almas consagradas son asesinadas por un grupo de soldados al pie de la gran cruz de troncos rústicos. La situación será entonces tan terrible que el Papa se someterá finalmente al pedido de Nuestra Señora de Fátima consagrando Rusia al Corazón Inmaculado. Llegamos así a la revelación de Rianjo de agosto de 1931, que Lucía relató a su obispo por carta el 29 de agosto de 1931:
“( …) Como pedía a Dios la conversión de Rusia, de España y de Portugal, me ha parecido que su Divina Majestad me decía:
(…) Haz saber a mis ministros que están siguiendo el ejemplo del rey de Francia retrasando la ejecución de mi pedido y que lo seguirán también en la desgracia. Pero jamás será demasiado tarde para recurrir a Jesús y a María”.
 
En 1936, cuando Lucía redactó, para el padre Gonçalves, el relato detallado de la aparición de Tuy que tuvo lugar el 13 de junio de 1929, durante la cual Nuestra Señora había pedido formalmente la consagración de Rusia a su Corazón Inmaculado, ella recuerda la revelación capital de Rianjo en términos diferentes:

“Más tarde, por medio de una comunicación íntima, Nuestro Señor me dijo, lamentándose: ¡No han querido escuchar mi pedido!… Como el rey de Francia, se arrepentirán, y lo harán, aunque será tarde. Rusia habrá ya propagado sus errores al mundo, provocando guerras y persecuciones contra la Iglesia. El Santo Padre tendrá mucho que sufrir”.Es gracias a la revelación de Rianjo que se comprenden las dos visiones de Jacinta: El Cielo, previendo que los pedidos de Nuestra Señora no serían escuchados, ha querido ciertamente mostrar a Jacinta en qué situación extremadamente trágica sería finalmente realizada la consagración de Rusia, por un Papa completamente solo y abandonado por todos, asediado en su palacio, y en medio de una guerra terrible, flagelo de la cólera de Dios para castigar la infidelidad de los hombres y ante todo de sus ministros sagrados: así Jacinta vio un Papa al borde de la —desgracia—, resolviendo muy tarde, pero no demasiado tarde, realizar la consagración de Rusia.
Siendo la beata Jacinta, la que hizo más sacrificios por el Santo Padre de los tres pastorcitos, el Cielo, recompensándola con estas visiones, quiso sin ninguna duda, hacer que redoblase su generosidad en sus oraciones y sacrificios por Él.
Fuentes: www.statveritas.com.ar y otras

Vistas: 598

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

MI QUERIDA KUKI, DIME SI SABES CUAL ERA EL PAPA EN LA ÉPOCA DE LOS TRES PASTORCITOS DE FÁTIMA, SI ?  PORFA  .  .  .   KITTY

 Querida hermana, a tu pregunta sobre el Papa que había en 1917, te indico  la relación de los Papas que hemos tenido desde esa fecha y que, de alguna forma, han tenido algo que ver con las apariciones de Fátima:

FÁTIMA Y LOS PAPAS...

Desde que Nuestra Señora se apareció a los pastorcillos, han habido siete mandatos papales: Benedicto XV, Pio XI, Pio XII, Juan XXIII, Pablo VI, Juan Pablo I, Juan Pablo II y Benedicto XVI.
Benedicto XV
Tiago Della Genga nació en Génova el 21 de noviembre de 1854. Fue elegido Papa el 3 de septiembre de 1914. Falleció el 22 de enero de 1922.
Su pontificado estuvo dominado por la Priemra Guerra Mundial y por sus consecuencias. Hizo innumerables llamadas a la paz. Son conocidas sus intervenciones del 5 de mayo de 1917, recomendando la oración por la paz, principalmente a los niños, y del 1 de agosto de ese mismo año, proponiendo a las potencias beligerantes un programa de 7 puntos en el que se propugnaba una paz basada en la justicia y no en el triunfo militar.
Fue también llamado el “Papa de las misiones” por su interés por la causa de la evangelización a través de la formación del clero indígena.
Bajo su pontificado tuvieron lugar las apariciones de Fátima.

Pio XI
Aquiles Ratti nació el 31 de mayo de 1857 en Desio (Milán). Fue elegido Papa el 6 de febrero de 1922.
En su primera encíclica, Urbi Arcano (1922), inauguró la reforma de la acción católica, surgida para llevar a cabo una estrecha colaboración entre laicos y la jerarquía en el apostolado de la Iglesia. Instituyó la fiesta de Cristo Rey (1925). Con la encíclica Quadragesimo Anno reafirmó y desarrolló la doctrina social de León XIII (1931).
Su mayor éxito diplomático fueron los pactos de Letrán (1929), por los cuales se regulaban las relaciones con Italia y era fundado el estado del Vaticano, independiente y neutral. Condenó el comunismo ateo y el nazismo.
En 1929 dio una clara muestra de su creencia en la veracidad de las apariciones de Fátima, distribuyendo estampas a los alumnos del Colegio Portugués de Roma y bendiciendo una imagen de Nuestra Señora de Fátima para el mismo colegio.
Pio XII
Eugenio Pacelli nació en Roma el 2 de marzo de 1876. Fue consagrado obispo el 13 de mayo de 1917, día de la primera aparición de Nuestra Señora en Fátima. Fue elegido Papa el 2 de marzo de 1939. Falleció el 9 de octubre de 1958.
Considerado también el Papa de la paz, luchó, aunque sin conseguirlo, para impedir que se desatara la II Guerra Mundial. En su primer mensaje de Navidad (1939), formuló los principios esenciales para alcanzar la paz:desarme general, reconocimiento de los derechos de las minorias, derecho de todas las naciones a su independencia. Durante la guerra dirigió un vasto programa de ayuda a las víctimas del conflicto, especialmente a los prisioneros de guerra.
Entre su encíclicas más célebres, se cuenta la Mystici Christi, sobre la naturaleza de la Iglesia como cuerpo místico de Cristo (1943); Divino Afflante Spiritu, sobre la Sagrada Escritura (1943); Mediator Dei, sobre la liturgia (1947).
Ferviente devoto de Nuestra Señora, definió el dogma de la Asunción de Nuestra Señora a los Cielos (1951)y dedicó una encíclica a su realeza. Fue gran impulsor del mensaje de Fátima: envió un delegado a coronar la imagen de Nuestra Señora de Fátima (1946) y señaló para Fátima la clausura del Año Santo de 1950-1951.
Juan XXIII
Angello José Roncalli nació el 25 de noviembre de 1881 en Sotto il Monte (Bérgamo). fue elegido Papa el 28 de octubre de 1958. Murió el 3 de junio de 1963.
El 25 de enero de 1959 anunció un sínodo diocesano para Roma, la convocatoria de un Concilio Ecuménico y la revisión de Código del Derecho Canónigo. Su obra fundamental fue el Concilio Vaticano II, iniciado en 1962 y terminado en 1965, ya en el siguiente pontificado.
Sus encíclicas tuvieron un cuño eminentemente pastoral: Ad Petri Cathedram (1959), en la que sostenía que la verdad, la unidad y la paz debían ser promovidas en un espíritu de amor, y saludaba a los no católicos como hermanos separados; Mater Et Magistra (1961), desarollando la doctrina social de León XIII y Pío XI; Pacem In Terris (1963), en la que explicaba que el respeto de los derechos y deberes del hombre son el fundamento de la paz mundial, y exhortaba a la convivencia pacífica.
Hizo una peregrinación al Santuario de Fátima, cuando todavía era patriarca de Venecia.
Pablo VI
Juan Bautista Montini nació el 26 de septiembre de 1897 en Concesio (Brescia). Fue elegido Papa el 21 de junio de 1963. Falleció el 6 de agosto de 1978.
Continuó el Concilio Vaticano II y lo clausuró en diciembre de 1965. Hizo varios viajes apostólicos alrededor del mundo, comenzando por Tierra Santa.
Entre sus encíclicas, merecen destacar Mysterium Fidei (1965), sobre el Eucarístia; Populorum Progressio (1967), sobre la justicia social; Sacerdotalis Coelibatus (1967), sobre el celibato sacerdotal; Humanae Vitae (1968), sobre la moral sexual.
Al final de la tercera sesión del Concilio (21 de noviembre de 1964), anunció la concesión de la Rosa de Oro al Santuario de Fátima y el 13 de mayo de 1967, cincuentenario de la primera aparición, peregrinó a este Santuario.

Juan Pablo I
Albino Luciani nació en Forno di Canale (Beiluno) el 17 de octubre de 1912. Fue elegido Papa el 26 de agosto de 1978. Falleció repentinamente el 28 de septiembre del mismo año, después de un pontificado de apenas 33 días.
Su brevísimo pontificado fue suficiente para que se le llegara a conocer como el Papa de la sonrisa y la sencillez.
Cuando todavía era patriarca de Venecia visitó Fátima el 10 de julio de 1977, y de su encuentro con la hermana Lucía al día siguiente, dió buen testimonio en una revista italiana en que resume sintéticamente el mensaje de Fátima.
Juan Pablo II
Karol Wojtila nació el 18 de mayo de 1920 en Wadovice, Polonia. Fue elegido Papa el 16 de octubre de 1978. Falleció el día 2 de Abril del 2005.
En su primera encíclica, Redemptor Hominis (1979), demuestra cómo la libertad y la dignidad humanas deben ser defendidas por la Iglesia; en la segunda, Dives In Misericordia (1980), desarrolló el tema anterior, apelando por la misericordia en un mundo amenazado por la violencia.
Su tercera encíclica, Laborem Exercens (1981), conmemorativa de los noventas años de la Rerum Novarum, propone un nuevo orden económico basado en el derecho de los trabajadores y en la dignidad del hombre; en la cuarta, Slavorum Apostoli (1981), declaró patronos de europa, juntamente con San Benito, a los santos Cirilo y Metodio; la quinta, Redemptoris Mater (1987), escrita en el Año Santo Mariano, es una extraordinaria presentación de la misión de María en la vida de Cristo y de la Iglesia; en la sexta, Redemptoris Custos, hace una reflexión sobre la figura de San José.
Continuó los viajes apostólicos, uno de los cuales fue al Santuario de Fátima el 13 de mayo de 1982, para agradecer a Nuestra Señora de Fátima haberle salvado la vida, exactamente un año antes, en el atentado de la Plaza de San Pedro. Ese día consagró el mundo una vez más a nuestra Señora, renovándola el año 1984 en la Plaza de San Pedro ante la imagen de Nuestra Señora de Fátima, llegada desde la capilla de las Apariciones. En esa ocasión ofreció uno de los proyectiles que le alcanzaron, hoy engastado en la corona preciosa de la misma imagen. Visitó de nuevo Fátima en 1991, y agradeció a la Santísima Virgen la resolución de los acontecimientos en los países del Este de Europa.

Benedicto XVI
Joseph Ratzinger nació el 16 de abril de 1927 (Sábado Santo) en Marktl am Inn (Alemania). Fue elegido Papa el 19 de abril de 2005.
Siendo Cardenal prefecto de la Congragación para la Doctrina de la Fe, presidió la peregrinación aniversaria del 13 de Octubre de 1996.
Es el autor del comentario teológico a la tercera parte del Secreto de Fátima, hecho público en 2000.
En las celebraciones de la peregrinación aniversaria de 12 y 13 de Mayo del 2005 fueron presididas por el Cardenal Patriarca de Lisboa. En el momento de la homilía de la Misa del día 13, D. José de la Cruz Policarpo cumplió el pedido hecho por Benedicto XVI y entregó el pontificado de Joseph Ratzinger en las manos de Maria.
En el 2006 con motivo del 25º aniversario del atentado al Papa Juan Pablo II en la plaza de San Pedro, la Imagen Peregrina visitó el Vaticano y, al final de la Solemne Eucaristía, Benedicto XVI pronunció la siguiente palabras: “Que Maria vele sobre los pastores y sobre el pueblo cristiano; guíe los pasos de las Naciones para el lleno cumplimiento de la gracia del Señor y obtenga para todos la paz: paz en los corazones, en las familias y entre los pueblos. Que el mensaje de Fátima sea cada vez más recibido, comprendido y vivido en todas las comunidades.
Al finalizar la Eucaristía Internacional de la Peregrinación Aniversaria de Junio, el 13 de Junio de 2006, el presidente de la Peregrinación, D. Josef Clemens, secretario del Consejo Pontificio para los Laicos, transmitió a los peregrinos un mensaje de saludo del Papa Benedicto XVI. “El Santo Padre me dijo: «Cuando vaya a Fátima salude en mi nombre todos los peregrinos de todos los países. Pídales una oración por el Papa, para que pueda realizar su misión de dirigir la Iglesia. Pídales que estén unidos con el Papa»”, afirmó D. Josef Clemens.
El día 30 de Marzo 2007, el Santo Padre Benedicto XVI nombró al Cardenal Ángelo Sodano su Legado Pontificio para las solemnes celebraciones del 90º aniversario de las apariciones. En una misiva, escrita en latín, el Santo Padre recuerda las apariciones de Nuestra Señora, la primera visita de JUAN PABLO II a este santuario en 1982, y su visita a Fátima en Octubre de 1996 cuando era Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe. El 10 de noviembre de ese año, en la visita «Ad Limina» de los Obispos portugueses a Su Santidad en Roma, Benedicto XVI dijo: “Amados Obispos de Portugal, hace cuatro semanas os encontrasteis en el Santuario de Fátima con El Cardenal Secretario de Estado que envié como mi Legado Especial en el cierre de las celebraciones por los 90 años de las Apariciones de Nuestra Señora. Pienso en Fátima como escuela de fe con La Virgen Maria por Maestra. Allí Ella implantó su cátedra para enseñar a los pequeños Videntes, y después a las multitudes, las verdades eternas y el arte de orar, creer y amar. En la actitud humilde de alumnos que necesitan aprender la lección de Maestra tan insigne: la Madre de Cristo”.
Durante su visita a Tierra Santa el día 13 de mayo del 2009, el Papa Benedicto XVI se encontraba en Belén y en un mensaje a los presentes dijo: “En esta Fiesta de Nuestra Señora de Fátima, me gustaría concluir invocando la intercesión de Maria, mientras concedo la Bendición Apostólica a los niños y a todos vosotros.
Los días 12 y 13 de mayo del 2010, Su Santidad Benedicto XVI visitó el Santuario de Fátima, para postrase como peregrino ante Nuestra Señora y orar por la Iglesia y el mundo.

ME ENCANTÓ TU RESPUESTA MI ESTIMADO EMILIO, TE LO AGRADEZCO MUCHO Y PASARÉ UN BUEN TIEMPO ESTUDIANDOLO DETENIDAMENTE YA QUE ME INTERESA DOCUMENTARME AL RESPECTO; OTRA VEZ MUCHAS GRACIAS . . .  KITTY

 Disculpen hermanos, tengo entendido que el nombre que recibió Benedicto XV al nacer era Giacomo Paolo Battista della Chiesa. Su familia pertenecía desde el s. XVI al patriciado de la ciudad de Génova. Fue el tercero de los cinco hijos del marqués Giuseppe della Chiesa y de su esposa Giovanna, de la casa marquesal napolitana de Migliatori.

El hermano Emilio dice Tiago Della Genga, pues creo debemos buscar bien esos datos, no sea que yo este equivocada. Lo hacemos para estar mejor ilustrados, verdad?

Hola, hermana Kitti, me gustaria saber de donde eres. En esas materias me gusta hacer lo que tu.

Gracias a todos y que Dios les bendiga!

HOLA HERMANA BARBARITA, SOY DE MÉXICO Y TÚ DE DONDE ERES ?  FÍJATE QUE TU ACLARACIÓN NO LA ENTENDÍ .  .  . SIEMPRE PENSÉ QUE BENEDICTO XVI ES ALEMÁN, O NO ?

Bueno, queridas hermanitas: por supuesto que lo que se pretende es conseguir una mejor y ampliada información sobre los temas que exponemos. Pero he aquí, que nos encontramos con informaciones distintas y digo yo, ¿quien estará en lo cierto? habrá que investigar más para aclarar esta información, pues tienes razón Barbarita, en WIKIPEDIA nos dicen que se llamó Giacomo, pero en otros lugares lo ponen como Tiago, lo que a continuación os detallo:

Y bueno, como os comento, seguiré con el tema para intentar aclarar...

Unidos en oración, que Dios os bendiga.

 Oh, que cosas Emilio! Aunque tengo informacion exacta que en Wikipedia, se que esta web puede equivocarse porque son muchas personas las que en ella escriben que no sabemos de donde las recogen, en cambio la que pones es recogida del Apostolado Mundial de Fatima en Espana y de Catholic.net a las cuales doy mucho credito, no obstante voy donde mi primo para que me aclare lo que imagino es mas cierta, o sea, la que has dado tu mismo. Dios quiera se pueda mejorar la informacion de Wikipedia para que las personas que la recojan de alli no lean ese error.

 Mil gracias por tu aclaracion, hermanito Emilio. Dios te bendiga!



Ma. Cristina Rubalcava Labastida dice:

HOLA HERMANA BARBARITA, SOY DE MÉXICO Y TÚ DE DONDE ERES ?  FÍJATE QUE TU ACLARACIÓN NO LA ENTENDÍ .  .  . SIEMPRE PENSÉ QUE BENEDICTO XVI ES ALEMÁN, O NO ?



Barbarita de la Cuesta dice:

Hola, Ma. Cristina! Soy de Cuba, pais que siempre ha amado mucho a los mejicanos. Hoy en dia hay muchos de tus compatriotas estudiando medicina en mi pais. Tengo entendido que son muy buenos estudiantes. Felicitaciones!

Si; Benedicto XVI es aleman, no asi Benedicto XV quien era genoves. Es a este a quien me refiero.

Un abrazo, hermanita, que Dios te bendiga y bendiga grandemente a tu bello pais.

Disculpen todos; pero en esta web no logro poner ni un solo signo de puntuacion, tengo que escribir en un e-mail, copiar y luego pegarlo aqui para que puedan aparecer los signos. Hoy no lo hice por estar algo de prisa.


Ma. Cristina Rubalcava Labastida dice:

HOLA HERMANA BARBARITA, SOY DE MÉXICO Y TÚ DE DONDE ERES ?  FÍJATE QUE TU ACLARACIÓN NO LA ENTENDÍ .  .  . SIEMPRE PENSÉ QUE BENEDICTO XVI ES ALEMÁN, O NO ?

MI LINDA BARBARITA, MI ESTIMADO EMILIO,  YA ENTENDÍ MUY BIEN, MUCHAS GRACIAS POR LAS ACLARACIONES; AHORA ME LLEGARON MUCHOS CORREOS, ADEMÁS VÍ LA PELÍCULA COMPLETA DE LA HISTORIA DE FÁTIMA, LA ENVIÓ JUAN CARLOS, POR CIERTO ESTUVO PRECIOSA; TAMBIÉN GUARDÉ LAS 4 ÓRDENES DEL SANTO ROSARIO Y JACINTA Y FRANCISCO-PREDILECTOS; ME DICES BARBARITA QUE EN TU PAIS HAY MUCHOS MEXICANOS ESTUDIANDO MEDICINA Y QUE BIEN ESTÁ ESO PORQUE TENGO ENTENDIDO QUE EN CUBA LA MEDICINA ESTÁ MUY AVANZADA; BUENO, ME FALTÓ TIEMPO PARA ESTUDIAR A LOS PAPAS, YA LO HARÉ OTRO DÍA, LO QUE QUERÍA SABER YA LO SUPE;  HASTA LA PRÓXIMA,   KITTY

 Asi es, querida Kitty.

 La pelicula es preciosa, ciertamente que lo es. Y no te preocupes, poco a poco has de poder estudiar a los Papas, es un tema muy interesante y se aprende mucho, cosa esta muy buena porque los Catolicos debemos conocer a nuestros Papas y a nuestra Iglesia que es de una riqueza inigualable. Mientras mas estudiamos estos temas mucho mas amamos a nuestro Senor y a nuestra Santa Madre la Iglesia Catolica Apostolica y Romana.

 Bendiciones!

RSS

La paz en el mundo solo es posible si aceptamos a JESUCRISTO como Señor de las Naciones. El es el REY de reyes y SEÑOR de señores..!!!

LOS MILAGROS EUCARISTICOS EN EL MUNDO

Cumpleaños

Cumpleaños hoy

Cumpleaños mañana

Miembros

Enlaces Catolicos

                   BIBLIOTECA MARIANA:

Oración con indulgencia al dar el reloj la hora "Te ofrezco Dios mío, todos los instantes de esta hora y concédeme que los emplee en cumplir tu Santa Voluntad" El Papa San Pío X concedió 100 años de indulgencia a todos los que digan el Avemaría cuando el reloj de la hora en punto.

AL PATRONO DE NUESTRA RED

HIMNO AL ARCÁNGEL SAN MIGUEL
Oh Jesús, que eres fuerza y luz del Padre,
Oh Jesús, que das vida a nuestros pechos:
Te alabamos en coro con los Ángeles,
Que siempre de tu boca están suspensos.
Millares de celestes capitanes
Militan en las huestes que acaudillas,
Pero es Miguel quien a su frente marcha
Y quien empuña la sagrada insignia.
Él es quien precipita en lo más hondo
De los infiernos al dragón funesto,
Y quien fulmina a los rebeldes todos,
Y quien los echa del baluarte excelso.
Sigamos día y noche a nuestro príncipe
Contra el fiero adalid de la soberbia,
Para que desde el trono del Cordero
Nos sea dada la corona eterna.
Gloria al Padre y que Él guarde con sus Ángeles
A los que, redimidos por su Hijo,
Fueron ungidos desde el firmamento
Por el eterno bien del Santo Espíritu.

SAN MIGUEL ARCANGUEL

San Miguel Arcanguel
Levanta el Crucifijo y reza esta oración con la señal de la cruz. Has esto en el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo. Tú vencerás… Reza esta oración todos lo días, ya que la batalla es enorme:
"Oh Glorioso príncipe de la Hueste Celestial, San Miguel Arcángel, defiéndenos en la batalla y en el terrible combate que estamos librando contra los principados y Potestades del aire, contra los Dominadores de este mundo tenebroso, en contra de todos los Espíritus del Mal. Ven en ayuda del hombre, a quien Dios Todopoderoso creó inmortal, hecho a su imagen y semejanza, y redimido por un gran precio, de la tiranía de Satanás. Pelea en este día la batalla del Señor, junto con los santos ángeles, igual que combatiste al líder de los orgullosos ángeles, Lucifer, y a su hueste apóstata, quienes no tuvieron poder para resistirte y tampoco hubo ya lugar para ellos en el cielo. Esa cruel serpiente antigua, llamada el diablo o Satanás, que seduce al mundo entero, fue arrojada al abismo junto con sus ángeles. Mira, este enemigo primitivo y asesino del hombre ha tomado fuerza. Transformado en un ángel de luz, anda alrededor del mundo con una multitud de espíritus perversos, invadiendo la tierra para borrar el nombre de Dios y de Jesucristo, apoderarse, asesinar y arrojar a la eterna perdición de las almas destinadas a la corona de la gloria eterna. Este malvado dragón vierte, como la inundación más impura, el veneno de su malicia en los hombres de mente depravada y corrupto corazón; el espíritu de mentira de impiedad, de blasfemia, y de aire pestilente de impureza, y de todo vicio e iniquidad. Estos astutos enemigos han llenado y embriagado con hiel y amargura esta Iglesia, la esposa del Inmaculado Cordero, y han puesto sus manos impías en sus más sagradas posesiones, con el designio inicuo de que cuando el Pastor sea herido, también las ovejas pueden ser heridas. Entonces levántate, oh Príncipe invencible, dale ayuda al pueblo de Dios en contra de los ataques de los espíritus perdidos. Dale la victoria al pueblo de Dios: Ellos te veneran como su protector y patrón; en ti la gloriosa Iglesia se regocija con tu defensa contra el maligno poder del infierno; a ti te ha confiado Dios las almas de los hombres para ser establecida en bienaventuranzas celestiales. Ora al Dios de la paz, para que ponga a Satanás bajo nuestros píes, derrotado para que no pueda más mantener al hombre en cautiverio y lastimar a la Iglesia. Ofrece nuestras oraciones a la vista del Altísimo, para que pronto pueda encontrar misericordia a los ojos del señor; y venciendo al dragón la antigua serpiente que es el diablo y Satanás, tú nuevamente lo pongas cautivo en al abismo, para que no pueda ya más seducir a las naciones. Amén.
- Miren la Cruz del Señor; y sean dispersos los poderes enemigos. R:
- El León de la tribu de Judá ha conquistado la raíz de David.
- Qué tu misericordia esté sobre nosotros, oh Señor.
-  Así como hemos tenido esperanza en Ti.
- Oh Señor, escucha nuestra oración.
-  Y deja que mi llanto llegue a Ti.
Oremos
Oh Dios, Padre nuestro, señor Jesucristo, invocamos a tu Santo Nombre, y suplicantes imploramos tu clemencia, para que por la intercesión de la siempre Virgen María, Inmaculada Madre nuestra, y por el glorioso San Miguel Arcángel, Tú te dignes ayudarnos contra Satanás y todos los demás espíritus inmundos, que andan por el mundo para hacer daño a la raza humana y para arruinar a las almas. Amén.
Fuente: Libro de la Devoción a la preciosa sangre de Nuestro Señor Jesucristo

© 2017   Creada por Juan Carlos Dadah.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio